No fue la lluvia, fue la ausencia del Estado | La Poderosa
Una utopía
Una construcción social
Un colectivo de vecinos anónimos
Una lucha complementaria de las propuestas partidarias populares
Una estrategia de concientización y politización
Un compromiso para el fortalecimiento comunitario
Un espacio para la integración y articulación de los distintos actores del campo popular
Un movimiento revolucionario latinoamericano, para la batalla de ideas, con la moto del Che y por la luz del faro cubano
Barrio Madres a la Lucha »

No fue la lluvia, fue la ausencia del Estado



Luego de la inundación del 4 abril, pusimos el pecho ante la desidia y el abandono estatal. Concentramos nuestras fuerzas y esfuerzos en salir adelante, ayudándonos entre todos, recolectando donaciones y organizando ollas populares para los vecinos evacuados. ¿Y el Estado? Bien, gracias.
  
El Servicio Meteorológico Nacional indicó que cayeron en un día, 58,2 milímetros de agua, el triple de lo que se espera para el mes de abril. Un “récord histórico” indicaron los medios.
 
Sí, es histórico. Serán difíciles de olvidar los estragos y las pérdidas materiales que dejó la inundación. El agua helada entrando por puertas, goteras y ventanas. Familias enteras que decidieron no dejar sus hogares, resistiendo con trapos, baldes, palas y maderas para rescatar lo poco que quedaba.
Por otro lado, en el centro de evacuación ubicado en el Gimnasio Municipal 17 de octubre, se daban clases de zumba mientras los empleados municipales y voluntarios recibían a los evacuados y la ayuda que iba llegando. Increíblemente, la vocal del Tribunal Superior de Jusiticia, René Fernandez, tomaba clases de este baile durante los servicios de emergencia. 
Cortes de luz y riesgo de incendio por las conexiones eléctricas precarias en nuestros barrios. Servicios Públicos Sociedad del Estado sigue sin tener en cuenta nuestros barrios.
Los pozos ciegos de las casas se rebalsaron, las calles de tierra se empantanaron formando grandes charcos y las lagunas naturales se desbordaron hasta entrar a nuestros hogares doblando así la tarea de desagote.
 
Sí es un récord, de indiferencia y de ineficiencia en planificación del Estado.
 
Imagínese que entre el barrio Marina y el Madres a la Lucha somos 700 familias que hace 10 años luchamos por la urbanización y hace más de 30 años que Río Gallegos se inunda desde el centro a la periferia y la capital de la provincia seguirá creciendo.
Ninguna gestión pudo resolverlo. Ni el secretario de Obras Públicas y Urbanismo, Jorge Caminiti, ni el intendente, Roberto Giubetich, que desde que comenzó su mandato en 2015 promete urbanización.
 
Mientras tanto, seguimos respondiendo con organización vecinal. En el SUM del barrio Madres a la Lucha armamos un centro provisorio de evacuación durante la noche del miércoles en donde hicimos una olla popular y recibimos a los niños. Además, juntamos donaciones que distribuimos entre los vecinos, gestionamos con la Municipalidad los alimentos para las familias damnificadas y camiones para desagotar el agua.
Los barrios Madres a la lucha y Marina estamos cada vez más unidos y organizados. No pararemos hasta que se escuchen nuestros reclamos ¡Exigimos al intendente urbanización ya!
 


Compartir Esta Publicación En

Enviar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *